5 CONSEJOS SOBRE EL ALQUILER DE CONTENEDORES DE OBRA

El Alquiler de un Contenedor de obra puede resultar muy sencillo si sigues estos consejos.


Sería normal que, si no eres parte de una empresa de reformas y construcción, o perteneces al sector industrial o comercial, nunca hayas llevado a cabo el alquiler de contenedores de obra, también denominado contenedores de escombros. Y también es cierto que, tal vez, sólo lo hagas una o dos veces en la vida. Es por esto que, elegimos los 5 mejores consejos para que tengas en cuenta sobre cómo realizar el alquiler de un contenedor de obra; desde su utilidad y beneficios a autorizaciones y normativas vigentes.

Para comenzar, es importante que sepas que Madrid tiene una política muy exigente en materia de Gestión de Residuos y que a lo largo de estos años, se han encargado de optimizar y difundir en la sociedad. Es por esto que, llegado el momento, no se te permitirá no estar en conocimiento de las licencias que debes solicitar en el Ayuntamiento, o qué desconozcas tu responsabilidad sobre los residuos que se obtengan en tu obra.

Cuándo se necesita un contenedor de obra


Necesitas un contenedor de obra cuando se hace una construcción prácticamente de cualquier magnitud, en la que se vaya a generar una importante cantidad de residuos.

Por esa razón es indispensable contar con los servicios de alquiler de contenedores de obra esencialmente de una empresa especializada que siga al pie de la letra el plan de gestión de residuos de Madrid.

Esta empresa a la que le contrates el alquiler de contenedores de obra te pedirá el plan de reformas y construcción para calcular la cantidad de residuos que se puedan generar y así, aconsejarte sobre su tamaño adecuado.

De esta forma, todo se quedará guardado hasta que los contenedores de obra lleguen hasta cierto límite y puedan ser retirados para ser llevados a un centro de tratamiento de escombros o a cualquier espacio autorizado para tal fin, acatando los pasos de una Gestión de Residuos eficiente.

alquiler-contenedor-obra

El tamaño adecuado de contenedor de obra


Todas las personas tienen una pregunta frecuente, ¿Cuán grande debe ser un contenedor de obras? Y esta pregunta es más que importante.

Lo primero que debes hacer antes de alquilar un contenedor de obra es determinar el tamaño que necesitarás, calculando el volumen y dimensión de los restos y escombros de la construcción o reforma general.

Uno de los errores más comunes y que acarrean consigo grandes consecuencias, es escoger el tamaño equivocado de contenedor de obra. Por ejemplo, si alquilas un contenedor de obra demasiado grande, derrocharás dinero y si alquilas un contenedor de obras muy pequeño, necesitarás invertir en más de uno para acopiar todos los restos y escombros.

Es por esto que, existe diversidad en tamaños de contenedor de obra y los más comunes son:

  • contenedores de obra de 7 m3. Ideales para pequeñas reformas o tareas medianas de limpieza.

  • contenedores de 15 m3. Ideales para remodelaciones intermedias, o limpiezas mayores.

  • contenedores de 22 m3. Utilizados normalmente para propósitos más comerciales o para una nueva construcción.

No deseches en el contenedor de obra, restos que no estén permitidos


Además de ser expuestos a una multa por parte del Ayuntamiento, desechar residuos que no correspondan al contenedor de obra dificulta de gran manera el proceso de gestión de residuos eficiente. Es decir, si mezclas distintos tipos de residuos, el proceso de reducción de residuos, reciclaje, reutilización y revalorización se verá dificultado.


Entonces, ¿Qué puedes arrojar en el contenedor de obra?


Tierra, escombro, azulejos, ladrillos, maderas, cristales, metales, plásticos, cartón

Averigua sobre los permisos y licencias.

Alquilar un contenedor de obras tiene un sinfín de beneficios, siempre y cuando sigas los pasos para obtener las licencias y permisos para la colocación de un contenedor de obra en la vía pública. Parte de estos trámites, es admitir la responsabilidad como generador de residuos; con esto queremos decir que como eres tú quien genera los escombros, debes asegurarte que los mismos obtengan el tratado y disposición final que el plan de gestión de residuos regula. Para mayor tranquilidad, opta por una empresa que cuente con experiencia en estos trámites y que seguramente los realizará por ti.


Determina el periodo de alquiler requerido


Este detalle, no menor, afectará directamente en el precio final y en la habilitación municipal para colocar el contenedor de obra en la vía pública. Es preferible mantener el contenedor de obra desde el momento en que comienza el trabajo de demolición, construcción o reforma. Es importante canalizar con prioridad esa etapa de modo integral. Dentro de tus costes, planifica cierta extensión de tiempo de uso del contenedor de obra.